Regional
buscar noticiasbuscar noticias

Entrega familia a sus únicos hijos al sacerdocio | VIDEO

Uno de los hijos se consagró este sábado y otro irá a Roma

Antes de morir, con Julio Serrano Domínguez hizo prometer a sus hijos Julio César y Alexis Gabriel cuidar de su madre y echarle ganas en el seminario. Los dos cumplieron lo prometido y este 29 de julio, el menor de los dos, Alexis fue ordenado sacerdote en su tierra natal; y el mayor, lo hizo hace dos años y este 30 de agosto, partirá a Roma, al Vaticano, para estudiar la licenciatura en historia de la iglesia en la pontificia Universidad gregoriana.

“Nació del corazón, siempre los encaminé en el camino del bien con mucho esfuerzo, ellos siguieron adelante y hasta el momento, gracias a dios no se desistieron” dijo entre sentimientos encontrados, doña Reina Fidencio Grajales, pues al tiempo que sonreía, las lagrimas también salían por la alegría de entregar a sus dos únicos hijos, al servicio de la iglesia católica.

“Le doy gracias a Dios por la bendición tan grande de haber elegido a mis hijos para ser servidores” expuso en tanto sacerdotes y ciudadanos de Medias Aguas, la abrazaban para felicitarla por tan grande sacrificio familiar.

Y es que, la pareja de Julio Serrano y Reina Fidencio, solo tuvieron dos hijos, que este sábado, quedaron al servicio de Cristo como sacerdotes y por ende, los tres se abrazaron fuertemente por la alegría de haberle cumplido a su padre, que hace nueve años falleció y la ultima vez que ambos lo vieron, fue durante sus estudios en el seminario de la Diócesis de San Andrés Tuxtla.

La ordenación sacerdotal de Alexis Gabriel, de 29 años de edad, se dio en el auditorio de Medias Aguas, congregación de Sayula de Alemán, de donde es originario y cursó la primaria y secundaria, para luego, ofrecer su servicio a la iglesia, estudiando la preparatoria en el Colegio Morelos, que es el seminario menor, en Catemaco;  donde estuvo tres años, posteriormente pasó un año en el propedéutico de Oluta y finalmente nueve en el seminario mayor de Eyipantla, en San Andrés Tuxtla.

De estos últimos, dos ha pasado dando su servicio en la parroquia de Santiago Tuxtla, donde este domingo oficiará su primera misa como sacerdote. A partir del primero de agosto, asumirá la coordinación de la pastoral vocacional en el mismo lugar. 

El evento fue encabezado por el obispo de la diócesis de San Andrés Tuxtla, José Luis Canto Sosa, quien dijo en su homilía que “Si queremos cambiar el mundo, empecemos por lo sencillo, pobre y cotidiano: cambiemos nuestro corazón, por la fuerza del Espíritu, a imagen de Jesús, manso y humilde de Corazón. Cambiemos nosotros y nuestro modo de sentirnos en Iglesia y vamos a ver cómo cambia toda la realidad.”

El nuevo sacerdote agradeció a todo el pueblo de Medias Aguas y comunidades cercanas, que lo acompañara en este evento importante para su vida religiosa. Al acto también acudieron sacerdotes de diversas iglesias y parroquias de la diócesis de San Andres Tuxtla, así como el párroco anfitrión de la parroquia de Nuestra señora de Guadalupe, Feliciano Ortiz Hernández.

Suscribete a nuestro boletinEmail
Suscribete a nuestra lista de difusión de WhatsappWhatsapp
Suscribete a nuestro canal de TelegramTelegram
Suscribete a nuestro de Armonia y bienestar Armonia y bienestar

×