Cobertura Tu Voz En Libertad
Cobertura Rumbo a Elecciones 2024
Cobertura Corredor Interoceanico
Nacional
buscar noticiasbuscar noticias

Fiscalía de Quintana Roo aprobó a Cemex acceder a Vulcan Materials

Cemex habría tratado de renegociar contrato con Vulcan Materials

Fiscalía de Quintana Roo aprobó a Cemex acceder a Vulcan Materials

La Fiscalía de Quintana Roo permitió a la cementera Cemex acceder a las instalaciones de la empresa estadounidense Vulcan Materials, ubicada en el puerto Punta Venado, de acuerdo con documentos en poder del diario El País.

El diario español detalla, en una nota firmada pro la periodista Karina Suárez, refiere que desde el pasado 20 de enero, la Fiscalía de Quintana Roo emitió una serie de medidas protección y ordenaba a Vulcan que permitiese a Cemex el acceso al puerto, resolución que no fue acatada por las subsidiarias de la minera, Calizas Industriales del Carmen y Rancho Piedra Calizas. No obstante, la empresa estadounidense aseguró a El País que cuenta con otros fallos judiciales a su favor.

El País agrega que la orden del Ministerio Público deriva de una carpeta de investigación por el delito de desobediencia y resistencia abierta en enero de 2023 y que "las medidas de protección dictadas por la Fiscalía de Quintana Roo hacen hincapié en que Calizas Industriales del Carmen y Rancho Piedra Calizas deben permitir todas y cada una de las actividades propias de las empresas denunciante, desde la carga y desembarque de productos hasta el acceso pacífico a los empleados, clientes y transportistas a las instalaciones de la terminal marítima puerto Punta Venado, en Quintana Roo.

Además de la orden de reingreso al puerto, añadió El País, "el Ministerio Público local también prohíbe cualquier tipo de intimidación a la víctima y otorga protección policial y vigilancia en el puerto a la cementera".

La minera estadounidense aseguró al diario El País que cuenta ya con órdenes judiciales para recuperar tanto sus concesiones como la terminal portuaria.

El Departamento de Estado de Estados Unidos señaló el pasado 21 de marzo que estaba "preocupado por que nuestras empresas reciban un trato justo en México" después de que la policía mexicana tomara ilegalmente un puerto de carga propiedad de una compañía con sede en Alabama.

La incautación por parte de México del puerto de carga en la costa caribeña mexicana se extendió a su segunda semana el martes. La policía mantiene retenido el puerto y al parecer lo ha utilizado para descargar cemento y áridos para la compañía mexicana Cemex.

Vulcan Materials, con sede en Alabama, señaló el martes que la policía y los fiscales aún no habían presentado ningún documento legal que justifique la toma del puerto.

El Departamento de Estado dijo que "casos como estos tienen el potencial de impactar nuestra capacidad de lograr nuestra visión compartida de mejorar los medios de subsistencia en una de las regiones económicamente más desfavorecidas de México. También impacta en los esfuerzos de México para atraer futuras inversiones".

El despacho del Presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador no respondió de momento a solicitudes de comentarios sobre la situación.

El Presidente ha estado enfrascado en una disputa pública con Vulcan desde hace más de un año. López Obrador necesita el muelle para recibir cemento, piedra triturada y otros materiales para concluir su proyecto conocido como el Tren Maya.

Una parte del cemento descargado en el muelle la semana pasada aparentemente iba destinado al proyecto del Tren Maya, que el presidente ha prometido inaugurar en diciembre a pesar de que va sumamente atrasado.

Vulcan indicó que la policía entró a la fuerza en su muelle de Punta Venado, cerca de Playa del Carmen, el martes pasado.

"Debe quedar claro que el Estado de derecho ya no está garantizado en México para las compañías extranjeras", declaró la empresa en un comunicado. "Esta invasión, no respaldada por órdenes judiciales, viola los derechos de propiedad y comerciales de Vulcan".

Vulcan dijo que tenía un acuerdo con Cemex, la empresa mexicana, para arrendarle una parte del puerto de carga, pero que el acuerdo expiró el 31 de diciembre y no había sido renovado.

Cemex reconoció que el contrato había expirado, pero dijo que había estado tratando de renegociarlo, aunque infructuosamente. Cemex dijo que tenía otros tres contratos con Vulcan que seguían siendo válidos.

Señaló que interpuso una denuncia penal contra Vulcan y que la Fiscalía estatal le concedió medidas cautelares y una orden judicial para acceder a la propiedad y seguir operando.

Esta semana, el Presidente Andrés Manuel López Obrador acusó a la compañía de extraer y exportar piedra sin los permisos necesarios. Vulcan afirma que cuenta con dichos permisos.

Suscribete a nuestro boletinEmail
Suscribete a nuestra lista de difusión de WhatsappWhatsapp
Suscribete a nuestro canal de TelegramTelegram
Suscribete a nuestro de Armonia y bienestar Armonia y bienestar