Cobertura Qatar 2022

Estamos avanzando pero sin echar campanas al vuelo

Estamos avanzando pero sin echar campanas al vuelo
Los deportistas que sí han entendido del grave problema de salud, siguen acatando las medidas sanitarias y ello servirá de mucho para ahora sí, y muy pronto, “ver la luz al final del túnel”.

Según las condiciones que regulan la movilidad de las personas indican que al menos en las dos últimas semanas ha bajado el contagio del Sars-Cov-2, pero no quiere decir que ya estamos del otro lado.

Es cierto que el sector deportivo en su gran mayoría sí mantiene el respeto a lo que se pide para no salir de casa y evitar contagios del Covid-19, sin embargo, otros siguen en su afán de continuar trasgrediendo la línea de la advertencia y de cierta manera mantienen al filo de la butaca las condiciones sanitarias.

Por ahora se ha decretado una ligera baja de nuevos casos pero quienes fueron contagiados se debaten en los hospitales entre la vida y la muerte, porque nunca pensaron que alguno de sus familiares, cualquiera que no haya tomado las medidas adecuadas finalmente los contaminó, se enfermaron del Covid-19 y murieron.

¿CAMPANA AL VUELO?

Y aún es en serio el panorama, ¡no hay que echar las campanas al vuelo”, porque la situación no es clara. Es cierto que se mantiene en el semáforo naranja, en todo el estado y que en algunos lugares pequeños, por su misma densidad poblacional, se han declarado en verde, pero tampoco significa que el peligro haya terminado y que por ello permita la aglomeración de personas, como el realizar torneos de deportes de conjuntos.

Es latente el posible rebrote en lugares donde aparentemente no pasada nada. Lo mejor será se mantenga la fuerza de voluntad y que desde casa, haya ese mando de decirle al hijo; niño, joven o mayor de edad que deben contribuir a que esta tragedia que sigue enlutando a miles de hogares, se destierre para siempre, y la única solución será, el hacer caso y mantenerse en casa.