Cobertura Qatar 2022

El deporte en general debe seguir en el confinamiento

El deporte en general debe seguir en el confinamiento
Claro que se extraña ver a los niños correr y divertirse corriendo tras el balón. Afortunadamente la mayoría se han disciplinado y esperarán todo el tiempo posible para regresar a practicar su deporte del alma.

Cada vez que se tenga que salir a informar algo, respecto al por qué de la estaticidad de las acciones deportivas, es obligada la respuesta y con ello quizá en forma de reflexión para que los que aún se aferran a otras ideologías terminen por aceptar que la gravedad de la pandemia, es más que cierto y que el deporte debe tomar aún más una férrea suspensión de actividades.

Es cierto que muchos niños y jóvenes quisieran estar viviendo en otros tiempos como en aquellos momentos que ya tenían calendarizada su forma de actuar; yendo a la escuela, realizando la tarea y todavía con el permiso los padres de familia se daban el tiempo para ir a practicar su deporte favorito.

Hoy todo ello es imposible; a la escuela no se puede ir porque todo se hace a distancia y la tarea es casi obligada y sin salir de casa y, aunque tuvieran el tiempo para hacerlo, en esta ocasión por ningún motivo pueden salir para ejercitarse o continuar con las enseñanzas del deporte que gustan.

La pandemia que nos toca vivir llegó para siempre. Ese es el tenor de la vida, porque quienes han hecho caso saben que algún día volverán a estar con los amigos en la cancha y siendo acompañados por el papá, la mamá u otro familiar; pero de aquellos que por consecuencia de su entorno donde viven, relajaron y no han creído en que el coronavirus llamado Covid-19, mata por el contagio de personas desordenas, quizá ya no lo hagan con tanta devoción porque tal vez, ese padre de familia, tío o abuelo, ya no esté para llevarlo a la cancha y aplaudir sus hazañas.

SEGUIRÁN EN EL CONFINAMIENTO

Pero debemos expresar con mucha fuerza y a atizar contra los insurrectos, aquellos que ven la situación de esa devastación de tantas muertes, que no es tiempo de jugar con la vida de los demás, que es tiempo de recapacitar por los errores cometidos desde el momento en que se dijo que debían salir de casa e hicieron lo contrario.

Que ha llegado el momento de amasar con mucha mente fría y aceptar que si no contribuimos a conminar a que debemos respetar las medidas sanitarias que nos indican las autoridades de salud, es casi seguro que tardará mucho tiempo más que el deporte en general, vuelva a practicarse con mucha vehemencia, tal y como se hizo hasta hace apenas un año, cuando no se vislumbraba ese panorama que hasta el día de hoy nos tiene con la luz apagada.

Entonces, a manera de reflexión, ya no es si quieren. Ya no es si creen o no. ¡El deporte debe seguir en el confinamiento y, hasta que ya no haya ni una muerte más!. ¡No queda de otra!.