Cobertura Qatar 2022

Amado Cruz Malpica momento de evaluar equipo



One.- El alcalde Amado Cruz Malpica, noviembre es buen momento para hacer una  exhaustiva y profunda evaluación a su equipo de trabajo, checar si realmente están cumpliendo con la encomienda que les dio cuando fueron contratados   como jefes  y directores.  

Porque a casi un año en sus cargos la mayoría ni se ven y ni se sienten, más bien son parte de la nómina, artículos de decoración en la administración, floreros, aunque algunos si tienen cambios; pero de estatus de jodido a señores con billete.

Todos tienen responsabilidad

Two.- Aunque es cierto que el alcalde tiene la responsabilidad del barco llamado ayuntamiento, sus respectivos colaboradores tendrían que estar al tiro y salir de su comodidad para trabajar como Dios manda, no hacerse pato en sus puestos y ver pasar la lumbre sin quemarse.

Gobernación, obras públicas, limpia publica, comunicación social, dirección del deporte, entre otras importantes oficinas que solo están de membrete sin mover sus manitas; mínimo deberían resolver los que les toca, si no sirven para dar resultados, que los corran, casi un año señores y no es posible que no hayan aprendido como mover el abanico.

Amado Cruz Malpica, si debiese considerar darles aire a unos cuantos que no sirven, es sano hacer una limpia a las entrañas del ayuntamiento y no seguir permitiendo que esa bola de calienta sillones sigan sin ponerse la camiseta y quitados de la pena haciéndose ‘patos’ sin asumir su responsabilidad.

Hasta ahorita hay varios jefes de oficinas que se creen la última coca cola, donde la humildad no la conocen y se visten de soberbia, la gente se queja de la pésima atención de varios funcionarios municipales que se les olvida que el poder que hoy tienen es de paso.

Al rato los ven otra vez pateando latas, caídos en desgracia, estas gandayas municipales dejan muy mal parada la administración, se les recuerda que se deben al pueblo.

Todos los directores y jefes de departamentos no son capaces ni de ayudar a difundir en sus redes sociales promociones o actividades que se generan en el propio ayuntamiento, todos ellos son omisos y ni se preocupan de defenderse su chuleta y criticas mal sanas que algunos vociferan.

Puede ser que les quedo grande la yegua y su único interés es cobrar sin desquitar lo que les pagan, pero no sean mal agradecidos con quien les dio la oportunidad de estar en esos cargos.

Jefes agachones

Three.-No es posible que colaboradores en momentos críticos dejen solo al alcalde y se queden escondidos en sus guaridas esperando que pase la tormenta. Lo mismo pasa con los regidores de MORENA, que les vale si les cae encima el edificio, ellos agazapados viendo los toros desde la barrera.

Por cierto, son ocho y en su casi primer año reinando no han hecho nada productivo por los ciudadanos, siguen disfrutando su Disneyland, tienen importantes comisiones que son de membrete su mano no se ve por ningún lado.

Lo único bueno que han hecho en este casi año de estar, es cambiar su jodido estatus de vida y ahí los ven ustedes circulando en medio de los baches, pero eso sí, en sus lujosas camionetas del año.

Estos siervos de la nación son de pacotilla, no han sido capases de irse a parar, aunque sea para darle animo a la gente en las colonias que se han visto afectadas por las recientes lluvias.

Porque estos personajes no tiran, ni en defensa propia y aquí es donde se ve de que sensibilidad esta hecho estos individuos.

Su salario es bastante bueno y más lo que se les acumule en el mes, la caja chica que no es tan chica, factura hasta un chicle y meten para que les paguen hasta la comida de sus canes, sentaditos en sus oficinas sin fatigarse.

Ahora comen con manteca, pero el poder no es eterno y sabemos que seguirán de floreros en la administración.

Los regidores de oposición es otro cantar, el único que llego con carnita en el hueso es el Gersa, quien ya se la sabe, es viejo lobo de mar, le cae el billete por todos lados y vendiendo la causa de los trabajadores.

Mientras los demás regidores de oposición están bien domesticados y grises como la tormenta que azotó a Coatzacoalcos, cobrando y dando las vueltas a las oficinas del alcalde a ver que sacan de provecho económicamente, en pocas palabras de tapetes, pero eso sí, al igual que los morenistas estrenando lujosas camionetas.

Bien podrían todos estos funcionarios competir para ver quien trae la troca más chida, con tecnología de punta y costosa. Todo esto no es nada nuevo, cada administración tiene sus flojonazos y vividores. El reloj avanza y les quedan menos días.

Todos los que están en el barco, tienen la responsabilidad de hacer algo por el bien de la ciudad, en el caso de Obras Publicas porque esperar a que le hagan arguende al alcalde cuando ellos son responsables del bacheo y reparación de las calles de la ciudad, que poca abuela tienen.

Así como protección civil de ver lo que pasa con los desastres que provoca las lluvias y revisión de canales, los del deporte revisar que los campos y gradas estén en buen estado.

Por cierto, a la escuela que está en la colonia Fertimex le quitaron el pasto sintético a la canchita donde jugaban futbol los niños y hasta ahora nadie ha dicho ni pio.

Esta zona es una de las más pobres y cada año la escuela se va a pique con las lluvias, la única diversión de estos pequeños era salir a la cancha a patear balón, esta ideotota fue del anterior director de deporte, y ahorita el nuevo director ni se ha parado por ahí.

Tendrá que dejar un rato la choferiada y meterle ganas al cargo que asumió.

Otra que anda en las nubes es la de Comunicación Social, quien se le va la onda y no manda al personal a cubrir eventos del ayuntamiento, después anda corriendo, apurada hablándole a todo mundo para que le pasen la información y fotografías.

Cada departamento debe hacerse responsable de lo que les toca hacer y quitarle los golpes innecesarios al alcalde.

Si todos trabajaran como debe de ser no habría inconformidad en los ciudadanos; por eso, es buen momento para que Amado Cruz Malpica, evalúe a todos y tome decisiones severas y baje a varios del barco, el pago de campaña terminó y el que no dé resultados que lo corra.

Afuera hay un montón de gente que les urge tener un trabajo y no se hagan que la virgen les habla, no es necesario ni poner sus nombres y apellido; tú, si, tú; sabes quién eres y en qué cargo te encuentras vegetando.




Más columnas

David Caba Vinagre

Kilómetro contra reloj Quinta parte

Columna: Vivencias de mi Puerto México


Luis Alberto Romero

Maquiavelo

Raúl López Gómez