Reveses y retrocesos

Columna: Entornos



Después de cinco quincenas consecutivas en semáforo epidemiológico naranja, Coatzacoalcos parece pender de un hilo, pues del martes al miércoles de ser cuarto lugar en casos positivos de Covid-19, retrocedió al tercer lugar, esto pese a que existen camas disponibles en el Hospital-Materno Infantil y hay pocos pacientes graves en el Hospital Regional Valentín Gómez Farías.

 

Pareciera ser que la gente confunde el semáforo naranja con actividades propias del verde; y es que el naranja significa riesgo alto y a muchos se les olvida que Coatzacoalcos es uno de los municipios que recibe a pacientes con Coronavirus de la zona sur, junto a Minatitlán y Agua Dulce.

 

Es así como llegamos a un retroceso a consecuencia del relajamiento de las medidas sanitarias, lo que motivó al subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, a exhortar a los gobiernos municipales a persuadir a la población para evitar hacer festejos, ya que éstos son potenciales ´contagiaderos´ de Coronavirus.

 

Y es que el peligro además de una pandemia vigente, es que ya estamos en temporada de influenza, cuyos síntomas son similares a los del Coronavirus, mismos que podrían llevarnos al hospital, prácticamente a saturar las camas generales de continuar con la relajación de medidas, por lo que de seguir así, el próximo 6 de diciembre Servicios de Salud de Veracruz nos anunciaría el retroceso, es decir, llegar a rojo.

 

No hay necesidad de que a nivel nacional nos pidan ser ordenados y cautos, en nuestras manos está evitar un disparo de contagio y ocupación de hospitales, lo que significa otro más de los retrocesos.

 

EL REVÉS

Y cambiando de tema, vaya que las instancias electorales han sentado precedentes con sus sentencias en materia de violencia política de género, pues tanto el Tribunal Estatal y la Sala Regional del Poder Judicial de la Federación determinaron improcedentes dos acusaciones de la síndica única de Coatzacoalcos, Yazmín Martínez Irigoyen.

 

En octubre la Sala Regional Xalapa del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, desechó la inconformidad de la síndica, quien pretendió desechar las medidas cautelares impuestas por el Tribunal Electoral del Estado de Veracruz (TEEVER) a favor de la directora de Ingresos, Yolanda Sagrero Vargas, por violencia política en razón de género.

 

Lo anterior sentó un precedente pues aún tratándose de una empleada de confianza, con rango de dirección o de mando medio, ya se es objeto de violencia política a pesar de no ser electa a un cargo público, pues más allá de los partidos y sexos, la violencia ocurre por igual entre mujeres y ahora le tocó a Yolanda Sagrero alzar la voz.

¡Más claro ni el agua! No hay más qué decir en este nuevo capítulo de ´El Privilegio de Mandar Porteño´, aquél que hace meses describí en otra columna.

Dudas, sugerencias y comentarios a los correos hedsan@gmail.com y hlopez@diariodelistmo.com

Facebook: Heder Cabrera

Twitter: @Hedsan


Más columnas



Raúl López Gómez

Cosmovisión

Columna: Raúl López Gómez


Enrique Haro Belchez

Agenda Ambiental

Columna: Enrique Haro Belchez


PUBLICIDAD


PUBLICIDAD