Restauranteros de Mina, incapaces de sobrellevar contingencia y crisis

Los restauranteros de la localidad observan con desesperación la persistencia de la contingencia viral y el nulo respaldo oficial para soportar las obligaciones fiscales y patronales además del pago de servicios, que los tiene sumidos en la incertidumbre.

En una entrevista con el representante restaurantero Luis Prudencio Almanza Estrada, comentó que aun cuando el servicio en ese rubro ha estado catalogado como de las actividades esenciales, algunos cerraron por 15 días, otros dos o tres meses, esperando que pasara “el pico de la pandemia que nunca llegó”.

Restauranteros de Mina, incapaces de sobrellevar contingencia y crisis

Recuerda Almanza Estrada que hace dos meses el ayuntamiento citó a los restauranteros para indicarles que debían reducir el aforo de sus establecimientos observando la sana distancia, pero la misma gente ya no salió de su casa, por lo que se estableció la estrategia de manejar comida para llevar a casa o el servicio a domicilio.

Por otra parte refirió que el ramo restaurantero hace esfuerzos por mantener las plazas laborales pues “las cuotas obrero-patronales siguen llegando normal; la CFE sigue con las altas tarifas; si cerramos quince días para que bajara, sigue llegando el recibo y ¿de dónde vamos a sacar para pagar 20-30 mil pesos?”, por lo que urgió al gobierno federal a que voltee a ver a los microempresarios.

También te puede interesar


Descarga Versión Digital