Cobertura-Elecciones-2021

Con caso de veracruzano, EU exhibe logística de tráfico de migrantes de cártel

Tres operadores de escondites, un guía de balsas, dos guías a pie, un guía de senderismo, un taxista y al menos otros tres conductores forman parte del ejército de traficantes de personas que pasaron de contrabando al veracruzano Martín Lázaro Bieya a Estados Unidos, documentó The Epoch Times.

Con caso de veracruzano, EU exhibe logística de tráfico de migrantes de cártel

Tres operadores de escondites, un guía de balsas, dos guías a pie, un guía de senderismo, un taxista y al menos otros tres conductores forman parte del ejército de traficantes de personas que pasaron de contrabando al veracruzano Martín Lázaro Bieya a Estados Unidos, documentó The Epoch Times.

De acuerdo con autoridades de Estados Unidos, los conductores que trasladan ilegalmente a los migrantes son reclutados a través de las redes sociales como TikTok, WhatsApp y Facebook. Se trata principalmente de jóvenes hispanos de áreas metropolitanas como Houston, San Antonio y Dallas.

Los traficantes trasladaron al veracruzano desde Reynosa, México, a Houston, Texas. Su destino era Detroit, donde un tío lo aguardaba con un trabajo. The Epoch Times entrevistó al veracruzano Bieya, de 17 años, en la cárcel de Goliad. 

Bieya dijo que es de Veracruz, donde su familia es propietaria de un pequeño rancho, pero "no puede ganar suficiente dinero allí". A finales de mayo tomó la decisión de venir a Estados Unidos y llamó a su tío en Detroit. Sospecha que su tío pagó alrededor de 7 mil dólares para que lo llevaran de contrabando a Detroit. "Dijo que pagó mucho dinero, pero nunca me dijo cuánto pagó", reveló a The Epoch Times.

Después de una odisea, el viaje de Bieya se interrumpió en el condado de Goliad, a 200 millas al norte de la frontera y a 150 millas de Houston, después de que el vehículo en el que lo llevaban se estrellara contra una alcantarilla cuando el conductor intentaba huir de la policía local.

Inicialmente escapó del lugar, pero el sheriff lo atrapó esa noche después de caminar hacia una carretera en busca de agua y comida.

imagen-cuerpo

El alguacil Roy Boyd se refirió al caso y aseguró que en la zona donde fue arrestado el migrante de Veracruz, el Cártel del Golfo coordina toda la logística del contrabando de personas desde la parte este de México a través del corredor de Texas y hasta el interior de Estados Unidos. "Es casi como una guerra, la logística de alimentación y transporte y vivienda y tener agua y artículos de tocador y todas las cosas que se requieren. Es una tarea fenomenal solo en el lado de la logística".

Dijo que las fábricas y bodegas o almacenes en funcionamiento en México son lugares comunes que los cárteles usan para esconder a las personas hasta que estén listas para cruzar la frontera. Boyd dijo que los cárteles le pagan al gobierno mexicano cada mes por el uso de las "plazas", que son las áreas de paso y cruce fronterizo. 

El gobierno permitirá que fluya un cierto volumen de drogas o cantidad de personas por mes, y si excede eso, el cartel pagará impuestos, o el gobierno allanará un almacén y se quedará con la mercancía hasta que el cartel pague.

Si demasiadas personas se amontonan esperando para cruzar, se genera un problema de flujo de caja para los cárteles, dijo, "porque ahora, los cárteles tienen que pagar mano de obra adicional, tienen que pagar por el agua, tienen para pagar la comida, tienen que pagar el papel higiénico, tienen que pagar los medicamentos, tienen que pagar todas las cosas porque al cártel le interesa mantener viva a esta gente".

Dentro de Texas y más allá, el Cartel del Golfo tiene una extensa red, siendo Atlanta el próximo centro importante más allá de Houston. "El cártel es dueño de concesionarios de autos, restaurantes, varios negocios, y los ayuda a lavar su dinero, mover a sus esclavos y mantener un punto de apoyo dentro de las comunidades", dijo Boyd a The Epoch Times.