Cobertura-Elecciones-2021

La Villa del Espíritu Santo y su fundación

En 1522 Gonzalo de Sandoval funda, por órdenes de Cortés, en la margen derecha del río Coatzacoalcos el sitio que sirvió para dominar y pacificar la zona

Cada año, en el mes de junio se celebra la fundación de la Villa del Espíritu Santo. La importancia de ésta y en especial del río Coatzacoalcos se debió a que ya desde 1520 el conquistador Hernán Cortés lo señala en su correspondencia oficial al rey Carlos V como el mejor puerto que existe en la costa del Golfo de México para realizar actividades comerciales y marítimas, por lo que éste envía a Diego de Ordaz a explorar y sondear el río.

Por todo ello es que en 1522 Gonzalo de Sandoval funda, por órdenes del propio Cortés —en las riberas del río Coatzacoalcos y sobre su margen derecha— la Villa del Espíritu Santo. El asentamiento sirvió para dominar y pacificar toda la provincia y estuvo al cuidado de Luis Marín y 10 soldados españoles, con 80 nativos del lugar. El patrón de esa época seguía un plano de cuadrículas, con un centro cívico ceremonial compuesto de una pieza cuadrangular, a cuyos lados estaban los edificios públicos principales, iglesia y oficinas de cabildo.

La Villa del Espíritu Santo y su fundación

imagen-cuerpo



EN EL 2009 FUE INAUGURADO en Paso Nuevo (o Barragantitlán) un nuevo monumento por las autoridades de Coatzacoalcos e Ixhuatlán del Sureste.

Sin embargo, la Villa se despobló por diversas circunstancias —impuestos, encomiendas, lo inhóspito del lugar— y fue hasta 1826 cuando se ordena repoblarla, adquiriendo el nombre de Barragantitlán —1827— en honor del entonces gobernador de Veracruz, Miguel Barragán. Hoy pertenece al municipio de Ixhuatlán del Sureste y el sitio es más conocido como Paso Nuevo.

Se han manejado diversas fechas sobre la fundación. Unos la ubican el 17 de mayo (Tierra Sublevada. La rebelión indígena, Alfredo Delgado Calderón, Unidad Regional Sur de Culturas Populares, 1989 / y Geografía Histórica de la Nueva España, Peter Gerhard, UNAM, 1986); otros, el día 8 de junio y, otros más, el 9 del mismo mes.



EL ESCUDO REAL DE LA VILLA

Sin embargo, el dato más preciso para ubicar la fecha lo encontramos en la Historia Verdadera de la Conquista de Nueva España, del soldado-cronista Bernal Díaz del Castillo (Edit. Porrúa, Colección Sepan Cuántos, 1986), ya que en el Capítulo CLX se lee: ´´...y pasamos los caballos un día después de Pascua del Espíritu Santo; y, por acortar palabras (...) pusimos nombre la Villa de Espíritu Santo, y pusimos aquel sublimado nombre, lo uno, porque en Pascua Santa del Espíritu Santo desbaratamos a Narváez; y lo otro, porque el santo nombre fue nuestro apellido cuando le prendimos y desbaratamos; lo otro, pasar aquel en este mismo día, y porque todas las tierras vinieron de paz sin dar guerra´´.

                                                                     imagen-cuerpo                                                                                                                                                                                                           

ESCUDO REAL DE LA VILLA Y DON RAMÓN FIGUEROA.   Crédito: Tomado del libro "Apuntes de Endenantes de José Ignacio Ordóñez Rodríguez".



 

Así pues, de acuerdo a Díaz del Castillo la fundación fue un día después de la Pascua del Espíritu Santo (o de Pentecostés) de 1522.



Ahora bien, habría que ubicar en que día y mes correspondió aquello de "un día después de Pascua". Antes recordemos que el Espíritu Santo es la tercera persona que, según el dogma católico, integra el misterio de la Santísima Trinidad; y la Pascua de Espíritu Santo (o de Pentecostés) es la fiesta que se celebra en memoria de la venida del Espíritu Santo 50 días después de la Pascua de Resurrección (entre el 10 de mayo y el 13 de junio, sin excepción).

En el año de 1972, al celebrarse los 450 años de la fundación de la villa, se buscó precisar la fecha exacta. Para ello se reunieron en Coatzacoalcos eminentes personajes, como José Luis Melgarejo Vivanco, Alfonso Medellín Zenil y Gutierre Tibón, junto con don Ramón Figuerola Ruiz —cronista de la ciudad 1976 a 1990— y el licenciado Roberto Bencomo Estrada —quien lo sucedería en el cargo. Todos ellos estuvieron de acuerdo en que la fuente fidedigna estaba en Bernal Díaz del Castillo y también con que la fecha tenía mucho que ver con la celebración de la Pascua de Pentecostés, una fecha movible de la Iglesia. Así entonces, en esa ocasión se tomó la determinación de establecer la fecha del 8 de junio de 1522 como la "oficial" de la fundación.

Pero mucho antes de ese año de 1972, precisamente en 1962, don Ramón Figuerola Ruiz ya había establecido la fecha, gracias a sus investigaciones. En su Monografía de la Ciudad de Coatzacoalcos (1960) así nos lo informa:

´´Después de dos años de infructuosas investigaciones, tratando de investigar la fecha exacta de la fundación de la ciudad, me dirigí al Excmo. y Revmo. Sr. Obispo Dr. Arturo A. Szymanski, Admor. Apostólico de la Diócesis de San Andrés Tuxtla, a la sazón asistente al Concilio Ecuménico Vaticano II, quien en carta fechada en Roma, Italia, el 23 de octubre de 1962, me dijo lo siguiente: ´En respuesta a su consulta sobre la fecha en que cayó el lunes de Pentecostés del año de 1522, le informo que consultado el Calendario Universal de la Iglesia del Archivo del Vaticano, aquí tiene usted su dato: La Pascua de Resurrección del año de 1522 fue el domingo 20 de abril, así que Pentecostés fue el domingo 8 de junio y el lunes de Pentecostés (día en que se le llama Pascua del Espíritu Santo) fue el lunes 9 de junio´ ´´. (Figuerola, 1983: 308-398 / Fundación de la Villa del Espíritu Santo, en Guido Munch / Etnología del Istmo Veracruzano, UNAM / y Florentino Cruz Martínez).

Según esto, entonces, la Villa de Espíritu Santo se fundó el lunes 9 de junio de 1522, como lo dejó muy bien asentado Figuerola Ruiz. Por ello, no se entiende por qué en 1972 se dio como fecha "oficial" de la fundación el domingo 8 de junio en 1522, aun cuando el mismo Figuerola había establecido que fue un día después, es decir, el lunes 9 de junio. Y lo más insólito: que el propio don Ramón estuvo de acuerdo con esta "nueva" fecha.

Así entonces, desde 1972 se viene celebrando cada año —a veces con más bombo y otras con menos platillos— el aniversario de la fundación de la Villa, aunque nada tenga que ver ese asentamiento con el de nuestra actual ciudad, ya que en realidad ésta se deriva de aquella ranchería a la que denominaban La Barra, la cual se ubicaba en la margen izquierda del río, en su desembocadura al mar.

A esta ranchería —La Barra—, con la expedición del Decreto No. 461 del 8 de octubre de 1825, firmado por don Guadalupe Victoria, se le habilita como puerto para el comercio internacional, nombrándose una receptoría o aduana que se instaló en El Fortín, mismo lugar donde hoy se encuentra el cuartel militar (aunque esta aduana no funcionó primero aquí —hasta un año después— sino en la vecina Minatitlán). Este es, propiamente dicho, el asentamiento de nuestra actual ciudad.

Es así que cada junio —el día 8 y no el 9, como debiera ser—, celebramos el aniversario de la fundación de la Villa de Espíritu Santo, un asentamiento que nada tiene que ver con nuestra actual ciudad; mientras que el 8 de octubre es cuando sí deberíamos celebrar con bombo y platillos, porque es el sitio donde nació el actual Coatzacoalcos, el verdadero antecedente de nuestra ciudad y puerto.

Tomado del libro "Apuntes de Endenantes de José Ignacio Ordóñez Rodríguez".