León García Soler / A la mitad del foro
Cada quien para su santo
2015-10-18
En San Lázaro buscan la ayuda de Aristóteles y de Kant. César Camacho, líder de la bancada del PRI, y la secretaria general del CEN del camaleón de la segunda alternancia han dado los primeros pasos para instaurar una comisión de ética parlamentaria. O cualquiera que sea el nombre del cónclave que busca borrar de la memoria política la frase huasteca y lépera del cacique Gonzalo N. Santos: La moral es un árbol que da moras o sirve para una chingada. O para que los del liderazgo no lo ejerzan y enciendan una veladora ante la efigie de Judas Tadeo.
La diputada Carolina Monroy del Mazo emprendió vuelo rumbo a Cancún; al paraíso de las simulaciones y las expectativas sin límite de Roberto Borge, gobernador viajero, cortesano de sonrisa fácil y flexibles rodillas. No es tarea sencilla la que pareciera esperar a la compañera de fórmula de Manlio Fabio Beltrones. En Quintana Roo ya hay pacto y abarca de la frontera con Belice al oaxaqueño istmo de Tehuantepec. Hoy por ti, mañana por mí. En el orden que guste. En la tierra en que brotó la Guerra de Castas, es delegado del tricolor Ulises Ruiz, veterano del sitio que Vicente Fox dejó en el olvido hasta que la violencia imponía su ley; no hubo caballo de Troya que valiera ni para irse en ancas. La CNTE y la entelequia Popular del Pueblo fueron anticipo de la asunción panista/perredista del aristocrático Gabino Cué.
Pero ahora hay retorno a Ítaca para quienes confiaron en la malicia del oaxaqueño Odiseo. Hoy delegado del PRI, Ulises Ruiz, hace de Roberto Borge instrumento para que su mensajero y timonel, Héctor Pablo Ramírez, pueda alcanzar la candidatura al gobierno de Oaxaca desde la lechería nacional que se derrama y siempre cae sobre el recipiente de la casa. Hoy por ti, Ulises organiza la candidatura del valido de Roberto Borges, Martín Góngora, personaje de la lírica y acalde zalamero. Pero en el centro se oyen pasos. La alquimia de la fusión PAN-PRD es plomo en Oaxaca, aunque Cué haya sido revestido de sobredorado al transmutar su oposición en leal servicio al partido en el poder. El vuelco contra la Coordinadora realzó el brillo de la casona lujosa, de la millonaria propiedad que el gobernador asegura es... de la familia.
Los enredos de una casa, dirían los expertos en los tiempos y versos gongorinos. O en la lectura rápida de las redes asociales. La alquimia de los panistas y perredistas aprendices de brujos ha resultado en desaforadas ambiciones, en el mareo de la pasión por mandar. El novel dirigente del PAN, Ricardo Anaya, redujo a Gustavo Madero al papel de partiquino, portador de pancartas en tribuna, pero la fama de articulado no le alcanzó para desmentir los avisos de las brujas de Macbeth. El futurismo panista es uxorial, la señora esposa de Felipe Calderón esta en plena campaña por la candidatura presidencial. Y como prueba de que los bosques andan, Anaya entregó el control político al poblano Rafael Moreno Valle, y el gobernador de inmediato puso en marcha su propia sucesión, con su esposa en el primer y, hasta ahora único, lugar de la lista de aspirantes.
Moreno Valle es prueba de que el hábito no hace al monje. Así usara sayo franciscano o púrpura cardenalicio, el nieto del médico militar que fue secretario de Salud y luego gobernador del estado de Puebla, que alguna vez gobernó Maximino Ávila Camacho, es auténtico camaleón, hombre para toda circunstancia, dispuesto a rezarle al santo que le haga el milagro o de asumir la dialéctica hegeliana para desconcertar a los Chuchos y satisfacer la inclinación de la izquierda moderna por las iluminadas palabras de Marx; no Karl, sino Groucho: Si no le gustan mis principios, tengo otros. Moreno Valle aplica su versión del capital: apoya a la Volkswagen en pleno escándalo, en declive y feroz reducción de inversiones... con la compra de un par de cientos de patrullas para la policía poblana.
De la Puebla de los Ángeles que combatió a los franceses el 5 de mayo y luego los recibió con las campanas a vuelo y la entrada bajo palio a la catedral. Pieza clave en la construcción del corredor México-Puebla-Puerto Progreso, camino y conducto de la posibilidad de abatir las carencias del sur y permitir que sus riquezas no sean patrimonio de hacendados, mercaderes, mineros, demagogos y caciques tropicales, de la montaña a las costas del Golfo y del Pacífico. Cada quien para su santo. Enrique Peña Nieto ha tomado camino y es portador del evangelio, de las buenas nuevas, del cambio y las reformas; de su propio andar. Nadie cree en las palabras oficiales. La comunicación social se reduce a señales de humo y redobles de tambor que anuncian la caída del enésimo capo. Por eso, Mahoma va a la montaña.
A las costas de Campeche en este caso. Festejar el Día del Caminero con la inauguración del periférico Pablo García Montilla, parte del corredor México-Puebla-Progreso. Y a manifestar el beneplácito con la reciente toma de posesión de Alejandro Moreno Cárdenas como gobernador de Campeche. Primera visita del presidente Peña Nieto a una de las entidades donde el pasado 7 de junio se renovaron gubernaturas, apunta Rosa Elvira Vargas en La Jornada del sábado 17 de octubre. Nada casual el aliento al gobernador Alejandro Moreno. El desplome de la producción petrolera y la caída del precio del crudo parecieron paralizar la economía: Campeche en ese sentido sí se ha rezagado, diría Peña Nieto. Pero añadió que el proyecto para crear las zonas económicas especiales activaría y apuntalaría el desarrollo de todo el sur del país.
De Campeche, desde luego. Por eso compartió la expectativa y se comprometió a impulsar más obras y la infraestructura indispensable para crear empleos y transformar los programas sociales en política de Estado. Alejandro Moreno habló de las obras en proceso y en ejecución, así como de inversiones por un monto de 20 mil millones de pesos: Peña Nieto le ha dado a Campeche más del doble de lo que nos dieron en 15 años. Ahora a ver cómo responde el que le encendió la vela a ese santo.
En Veracruz no parece haber exorcista que libere al gobernador Javier Duarte de sus propios demonios; ni de aplacar las furias desatadas por rencillas familiares y ambiciones pospuestas por los siglos de los siglos... Los del PAN que no se come comulgan con Miguel Ángel Yunes, apóstata del PRI. Pero asustados por el escándalo en puerta y el choque del Yunes suyo con el senador Yunes del PRI, se inclinan por Gerardo Buganza, ex senador y ex funcionario de Pemex, donde dejó un fuerte olor a azufre. El duro es Miguel Ángel, quien asegura tendrá también al PRD como aliado; y que dos años le bastan para meter a la cárcel a Javier Duarte. ¿Cuántas criaturitas se ha comido usted?, cantan los versos de la Bruja.
Manlio Fabio Beltrones sabe sumar, sabe que además de Veracruz, su partido tendrá que ganar en el estado de México y en Jalisco al año siguiente. Y Puebla entre el aplauso de la oligarquía y la decisión de quienes ven la sombra de una tiranía. ¿Qué será mañana el nieto del doctor Rafael Moreno Valle? San Rafael, le decía Carlos Hank González. No hay políticos pobres y la moral es un árbol que da moras.
Cada quien su santo. O en busca de a quién rezar. Andrés Manuel López Obrador, predicador tropical, vistió hábito de peregrino y se apareció en la primera fila de la audiencia pública del papa Francisco en el Vaticano. Le tendió la mano con una medallita. –¿Es para que la bendiga?, diría el vicario. –No señor, es un obsequio para usted, respondió el tabasqueño que le entregó una cartita al argentino en la Plaza de San Pedro. En éxtasis los de Morena. Y la voz laica, dura, firme, airada de Garrido Canabal en la desmemoria del aquelarre.
DI Noticias Noche 20 de Mayo del 2015
Edicin Impresa
Portada 2017-05-23 Suscripciones Ediciones Anteriores
Ms entradas