Por Maquiavelo
Columna: Se dice
El Derecho de Réplica tan cuestionado
2019-07-16 | 07:42:03

El periódico El Financiero que fuera fundado por el periodista Rogelio Cárdenas Sarmiento a fines de 1981 y que ahora lo maneja Manuel Arroyo Rodríguez, ha sido uno de los medios impresos más cuestionado por el presidente López Obrador por el sensacionalismo de sus noticias negativas sobre el crecimiento económico y desarrollo de México. Según sus proyecciones sobre el deterioro de la economía sería dentro de 40 años. Obviamente ni el reportero ni el mandatario estarían vivos.


Si se llegara a enterar el mandatario que el dueño de ese diario es precisamente la persona que hizo el negocio millonario fraudulento de las cámaras de video vigilancia de la que está acusado el exgobernador Miguel Ángel Yunes Linares por más de mil millones de pesos.


Con una llamada del fiscal general de la nación, Alejandro Gertz Manero, se transformaría en un Financial Times, considerado el más respetado periódico norteamericano sobre estos complejos temas económicos.


Las locuras de Duarte de Ochoa


 Se entiende que los años de encierro para cualquier persona, lo que más afecta es la mente, de ahí la declaración de que se siente orgulloso de haberse robado decenas de miles de millones de pesos de los recursos públicos de Veracruz.


Al que sí definió como su enemigo, fue al exsecretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, aliado de los yunistas, quien lo intrigara con el presidente Peña Nieto a pesar de haberle regalado 3 mil millones de pesos para su campaña presidencial.


Castigado por…


Los periodistas como todo ser humano saben en su interior cuando ha hecho un buen trabajo y existe un cierto sentimiento de satisfacción con los mensajes y llamadas que recibe, aspecto agradable que se había reflejado en los últimos días.


Varias notas exclusivas y las columnas más agresivas, que con ello demostraba   que en este oficio no puede haber ningún compromiso más que con la verdad.


Ejercer con plenitud la libertad de expresión acorde con los mandatos de nuestra Constitución.


Por tal motivo, no me causó extrañeza que mis jefes de Redacción e Información  desde muy temprano me andaban buscando. En el fondo pensé vanidosamente que me querían felicitar, porque me indicaban a través de las secretarias y compañeros, que tenían instrucciones de los editores y dueños de este medio de comunicación.


Cuál sería mi sorpresa cuando les vi el seño de mis superiores que reflejaban que estaban muy molestos e irritados.


En esta ocasión fueron tajantes y me dijeron que tenían órdenes de que estaba temporalmente suspendido. No hubo ninguna explicación.


Acorde con la línea editorial sabía con precisión, quienes eran los intocables, así como los que se consideraban adversarios del Corporativo. Sobre todo, los malos funcionarios y los políticos que supuestamente los ven como enemigos y ajenos a la casa editorial.


¿Qué pasó, aún no lo sé?…. tengo mis suposiciones que hubo algo que escribí y que causó una gran molestia a alguien muy importante.


Mi obligación es informarles a mis tres lectores que por algún tiempo no se publicará esta columna. Espero y tengo confianza que no pase mucho tiempo y sepa la razón de este castigo que de antemano no lo considero justo. Solo falta que me pongan a vender periódicos… todo lo relacionado a este oficio ya lo he hecho.

 Entradas anteriores
 Lo Más Visto
 Lo Último

Nosotros | Publicidad | Suscripciones | Contacto

 

 

Reservados todos los derechos 2018

Nosotros | Publicidad | Suscripciones | Contacto

 

 

Reservados todos los derechos 2018