Maquiavelo / Se dice
El poder trastorna
2018-01-07
En el acuerdo de primera instancia que tuvieron los líderes de Nueva Alianza con el PRI, figuraba en primer término la liberación de Elba Esther Gordillo, lo que puso a temblar a los líderes cupulares de Acción Nacional, porque estaban seguros que se unirían al Frente por México, pero lo más preocupante la delicada información que posee del gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares.
Los terribles secretos de alcoba, los momentos íntimos donde se pierde el misterio, donde el millonario recurso público que se recauda de los cientos de miles de burócratas federales del ISSSTE no se contabiliza.
De que había confianza no hay duda, hasta el grado del entonces presidente Felipe Calderón el día del cumpleaños del choleño le sume la cabeza en el pastel de chocolate, situación que no le pareció a Margarita Zavala. Ahora, son otros tiempos y otros intereses que los convirtió en enemigos políticos.
Lo más grave es cuando los familiares también participan en política y vaya que ellos si conocen a detalle las calenturas de primo casi hermano, adquieren una increíble memoria para recordar las desaseadas travesuras del actual gobernante y sus extraños gustos libidinosos que tenía en Cancún.
La oratoria política del candidato José Yunes Zorrilla debe sufrir un drástico cambio, el mismo que impusiera su compañero en el Senado Héctor Yunes Landa. Lo que está en juego es la Presidencia de la República. No confundir la educación y las cortesías con las hipocresías. Las campañas políticas son guerras, donde sólo hay un ganador. No hay empates, ni tiros de penales, ni tiempos extras.
No es simple coincidencia que los tres aspirantes, AMLO, Meade y Anaya hayan escogido Veracruz para iniciar su peregrinaje político, el estado más jodido, donde se anunció que vendría un cambio y este fue en reversa, con una caja de velocidades invertida sin tener la menor idea de lo que es el complejo oficio de gobernar. Sin experiencia y sin ningún estudio.
En la Facultad de Ciencias Políticas y Administración Pública de la UNAM, sería interesante que estos supuestos servidores públicos tomaran un curso, no tienen nada que ver administradores o abogados con la sensibilidad de manejar un gobierno, por eso estamos como estamos en Veracruz, el problema de nuestro Ejecutivo estatal sería pasar el examen de ingreso. El título de ‘grillos’ no tiene ningún valor académico.
Para cualquier político el pasado es un lastre terrible. Una situación que afecta a la familia y vaya que son buenas familias, cuyos hijos y esposa tienen una buena imagen pública. En ellos existe sencillez y humildad en el trato, todo lo opuesto al padre, una persona que cambió de manera notable desde las fechas en que se tuvo con él los primeros tratos.
Como todo buen aspirante a cargos públicos son encantadores de serpientes, tienen las virtudes y carismas para caer bien, son simpáticos y bondadosos en su actividad. A todo le encuentran solución para ayudar y ser verdaderos amigos.
El poder lo trastornó.

DI Noticias Noche 20 de Mayo del 2015
Edicin Impresa
Portada 2018-04-24 Suscripciones Ediciones Anteriores